VUCA y BANI: la nueva prospectiva para un mundo en transformación

Los entornos turbulentos

La crisis geopolítica mundial, el cambio climático y la disrupción tecnológica son las características de la bifurcación civilizatoria de estos tiempos, este nuevo escenario exige una nueva prospectiva a la altura de esa transformación.

¿Qué es VUCA?  Creado durante el periodo de la posguerra fría, es un acrónimo formado en inglés por los términos Volatility (V), Uncertatinty (U), Complexity (C) y Ambiguity (A). Surgió para explicar las dinámicas emergentes del nuevo mundo. Inicialmente desarrollado por la armada estadounidense para describir los cambios sociales que habían sucedido y cómo debían proceder los militares de cara a posibles conflictos. Desde entonces, se ha utilizado este término para describir los cambios tecnológicos y culturales, así como su impacto en la vida cotidiana tanto de la gente como de las compañías.

¿Qué es BANI?  Recientemente las incertidumbres en un mundo en constante cambio, cada vez más interconectado y digital se han multiplicado. La pandemia de covid-19 (2019), el bloqueo del canal de Suez (2021) y la crisis ucraniana (2022) han creado un escenario para el cual el descriptor VUCA, parece resultar insuficiente. Fue entonces cuando nació una nueva sigla: BANI (Brittle, Anxious, Nonlinear, Incomprehensible). Acuñado por el antropólogo estadounidense, autor y futurista, Jamais Cascio, el término tuvo en consideración los cambios producidos por la pandemia.

Objetivos

Desarrollar, entre los miembros de las organizaciones:

  • Las competencias necesarias para crear un dispositivo estratégico antifrágil frente a escenarios VUCA o BANI
  • Una cultura organizacional que promueva el trabajo colaborativo necesario de apoyo mutuo para convivir con el riesgo y la incertidumbre.
  • La formación de equipos de alto desempeño con pensamiento crítico abierto, creativo e innovador.

Preguntas

  • ¿Cómo estamos respondiendo a los eventos inesperados como el COVD-19, el bloqueo del canal de Suez, la invasión de Ucrania, …?
  • ¿Cómo nos preparamos para cualquier evento crítico inesperado?
  • ¿Cómo identificar las características ¿VUCA o BANI de un contexto turbulento?

Hoja de ruta

  • En la prospectiva de una economía para la resolución de problemas
  • Confluencia de los ambientes VUCA y BANI
  • Modelo experimental de evaluación conjunta de entorno VUCA y BANI para las organizaciones
  • El mundo en un entorno BANI

En la prospectiva de una economía para la resolución de problemas.

En la economía como disciplina se está desarrollando un alcance que trasciende el umbral de la satisfacción de las necesidades básicas para comprender mejor la sociedad desde sus interconexiones no determinísticas. Esta nueva manera de pensar se extiende hasta las necesidades existenciales más profundas, de pertenencia, de autoestima, de singularidad y de autorrealización. Se reduce la distancia entre quienes crean y quienes utilizan los resultados de los intercambios de valor, en forma de energía, dinero, información y materia mediante vínculos, físicos o virtuales, directos entre ellos. Es un sistema interdependiente en el cual los eventos en desarrollo no responden a una función estocástica hasta que ocurren. Todo está interconectado (ambiente, humanos y sus creaciones) y, por lo tanto, de finitud indeterminada: es una verdadera economía de flujo difuso, cuasi fractal, de un infinito singular. Reúne las ciencias duras, las ciencias blandas y la metafísica cruzando las fronteras entre las diferentes formas de comprender la condición humana. Se caracteriza no por la jerarquía y las estructuras centralizadas, sino por unidades descentralizadas e interconectadas. Es el dominio cada vez mayor de lo algorítmico, lo tecnológico y lo no determinístico. La economía se está vinculado con la conciencia, en una percepción más aguda de nuestro comportamiento de consumo, y de nuestra capacidad para inventar nuevas formas intangibles de prosperar, innovar e intercambiar valor.

La confluencia de los mundos VUCA y BANI

Hay algo importante en el enfoque “BANI”, creemos que representa un avance de la “micro prospectiva”; sin embargo, no pensamos que sea un opuesto claramente delimitado del enfoque “VUCA”. En la herramienta que ofrecemos para su revisión hemos planteado que:

“En un entorno “VUCA” los estresores son observados desde fuera del individuo y de la organización, en uno “BANI” son explorados e interpretados desde el interior y desde las percepciones del individuo y de sus acciones dentro de las organizaciones. La singularidad del modelo “BANI” reside en la importancia que le da al individuo en los procesos y resultados de la actividad organizacional, sea pública o privada, sea a nivel micro o macro.”

“BANI”, es una conceptualización en desarrollo en la cual el rigor se ha sacrificado algo con el propósito mediático de la divulgación y de la facilidad para el entendimiento de la gente. Por ejemplo, se menciona como característica de estos tiempos la “fragilidad” y se propone a la “resiliencia” como opción cuando el autor Nassim Nicholas Taleb ya ampliamente ha desarrollado la “anti fragilidad” como principio de mayor alcance. Igualmente, ocurre con la “no linealidad” la cual nos parece que también ha sido tratada con mayor profundidad en “lo cuántico” cuando Daniel Kahneman y otros autores han desarrollado los temas del “Ruido y los sesgos”.

Por otra parte, las categorías “resiliencia” y “ansiedad” son aplicables al comportamiento humano y no la sociedad pues ésta no posee consciencia ni capacidad para sufrir quienes lo hacen son las personas.

Entre la causalidad y la indeterminación

Los actores, los factores, la entropía y los tres mundos

La bifurcación civilizatoria

Los detalles difusos de las propuestas

Modelo experimental de evaluación conjunta de la capacidad interna y externa de supervivencia organizacional

  • La necesidad de medición y anticipación.
  • Los vínculos no triviales ni mecánicos.
  • Lo intrincado y no evidente en los tres mundos.
  • La imposibilidad de una explicación e interpretación única.

  • Lo frágil, quebradizo y vulnerable
  • El desbordamiento de la capacidad de adaptación y respuesta.
  • La “infoxicación”: el síndrome de sobrecarga informativa.
  • A escala de humana el comportamiento, más que causal, es de complementariedad y el mundo, más que determinístico, es probabilístico.

El mundo se mueve en un entorno BANI

  • La mundialización sin ideología
  • La interdependencia y la complementariedad: ambiente, pensamiento y creaciones humanas
  • La complejidad en incertidumbre de un desconocimiento sin códigos del proyecto del otro
  • Mundialización de imaginarios, estados fallidos, mal creados, miseria…

Enlace para acceder a la herramienta en desarrollo:

Modelo de evaluación de entornos turbulentos (VUCA-BANI)

Referencias

Gazzaniga, Michael S.   El instinto de la conciencia . Barcelona. Editorial de Editorial Planeta, S. A. ISBN 978-84-493-3600-3, 2019.

Grabmeier, Stephan. «BANI vs. VUCA». Stephan Grabmeier (blog). https://stephangrabmeier.de/bani-vs-vuca/. 2020.

Indset Anders. L’économie quantique: (re)construire le monde de demain grâce au capitalisme humaniste. Paris. Alisio, ISBN 978-2-37935-186-0, 2021.

Kahneman, Daniel; Sibony, Olivier; Sunstein, Cass R. Noise: A Flaw in Human Judgment. William Collins, ISBN 978-0008308995, 2021.

Mack, Oliver, A. Khare, Andreas Krämer, y Thomas Burgartz. Managing in a VUCA world. https://doi.org/10.1007/978-3-319-16889-0, 2015.

Taleb, Nassim Nicholas . Antifragile: Things That Gain from Disorder. New York, Random House, ISBN 978-1-4000-6782-4, 2012.


Formato de contacto

Perspectivas económicas 2022

VENEZUELA Y SU ESPERANZA OBJETIVA

Para el país, es de difícil pronóstico que ante tantas vicisitudes pueda esperarse un crecimiento sostenido de más del 2,0%. Vamos a exponer las razones que fundamentan nuestra percepción como marginalmente positiva, en un país donde muchos creen que habrá un decrecimiento el año que viene.

El saber formal de la economía se encuentra en transformación, hay una nueva manera de vivir la disciplina cuyos signos proceden de un orden espontáneo de respuesta a la acción humana desde el mercado, desde el espíritu natural de la gente que, a pesar de las vicisitudes, crea valor económico y de un velo monetario con capacidad de incidencia sobre los procesos de producción al margen de la eficiencia. Las fuentes de creación de valor proceden de la forma como la gente organiza la interacción entre la energía, la materia, la información y el dinero, todo ello sin poder evitar el desorden irreversible que ocasiona sobre el clima y por supuesto sobre la biodiversidad.

Es el reto de la nueva manera de vivir mediante el sentido común esclarecido como superación del simplismo lógico y de las pulsiones básicas de las emociones, que hoy se hacen dominantes desde las redes sociales recreando desesperanza y desconfianza entre todos y hacia todo. Nuestro propósito es el de una exploración de las señales del futuro en el presente que ayuden al individuo y a sus organizaciones desde la realidad, tal cual se presenta en sus actos cotidianos.

Vamos a formular unas pocas premisas de impacto crucial y un marco constringente de entorno interno estático y entorno externo dinámico. Los argumentos los hemos desarrollado como herramientas para la reflexión prospectiva condicionada, sin aspiración alguna de constituirse en predicción o profecía. No tenemos evidencia terminal para refutar a las “creencias irracionales” de certeza como los pronósticos que cada uno espera ansiosamente para el comienzo de cada año. Solo ofrecemos una indagatoria para hacer “razonablemente esclarecidas” nuestras acciones en un futuro próximo.

De impacto crucial es la emisión irresponsable de dinero, como determinante de la estabilidad monetaria del mercado de divisas con efectos sobre la estructura de precios relativos y sobre el nivel general de precios y la asfixia regulatoria con sus impactos inmediatos sobre la oferta de bienes y servicios cuando es a la baja y de largo plazo cuando es al alza. Las prácticas recientes de política económica conducen a una modesta mejoría en relación con el manejo de la estabilidad monetaria y fiscal e incierta en referencia con el marco normativo. Creemos que los logros monetarios alcanzados se mantendrán para el año 2022.

El marco constringente interno es estático porque luego del estancamiento de largo término desde 1974 y de la demolición de la infraestructura económica desde 1999, es bien difícil esperar altas tasas de crecimiento, considerando las insuficiencias a nivel de producción y distribución de electricidad, de la precaria respuesta del sector petrolero a nivel de abastecimiento de combustibles y del deterioro de las redes de comunicación física y virtual.

El marco externo es inestable porque el resto del mundo se prepara para un relanzamiento de la economía, una intensificación de la disputa civilizatoria entre EEUU y China, una relocalización industrial y unas definiciones importantes de gobernanza, por una parte, en términos de intereses generales de crecimiento, equidad y justicia y, por otra parte, de inclusión de manera explícita en el discurso político de las demandas de la gente desde su singularidad como manera de superar el desafío que le plantea a la democracia deliberativa el populismo. Sobre estos aspectos nuestra evaluación es positiva.

El socialismo del acaparamiento de las rentas por parte de pocos y de la socialización de los males entre los demás.

En el pensamiento de los socialistas siempre aparece la idea del país como potencia, y peor, ellos se creen que se puede construir el país como fortaleza, a partir de rígidos controles sobre lo que los actores económicos quieren hacer. Para ellos dejar que la gente ejerza su libertad de hacer, da lugar a la explotación de los trabajadores por parte de la burguesía y a la subyugación del país por parte de potencias extranjeras.

Cometen un error desde el inicio: los rígidos controles no hacen a un país más próspero, lo hacen más frágil. Los sistemas sociales prosperan y se auto regulan cuando se exponen a la volatilidad, a la oportunidad del desorden, a la aventura de vivir tomando riesgos y retando a la incertidumbre. Puro desperdicio, casi  todo un país haciendo tareas que no agregan valor, gastando su energía vital en búsqueda, colas, hacinados en la violencia entre si mismos.

Se trata de mejorar los procesos y no de buscar un supuesto hombre nuevo o mejor. Esa búsqueda, del hombre superior con intentos fallidos de someterle como si todos fuésemos sillas, están condenados al fracaso. Las sillas cumplen mejor su propósito mientras menos variabilidad tengan y cumplan estándares de calidad. El ser humano aprende con los procesos, no se hizo para someterse a un molde para que todos fueran iguales. Todo intento controlador genera desperdicio, entropía.

La complejidad del entramado socioeconómico, político y tecnológico impide cualquier ensayo de sometimiento de la realidad por la vía directa de controles, por el contrario más se puede lograr de sistemas que orientan sus esfuerzos para asumir el riesgo y la incertidumbre, que del intento de su sometimiento. Se trata de formular reglas que aseguren mecanismos auto reguladores de la sostenibilidad del sistema.

Es mucho más fácil de averiguar si algo es frágil que predecir la ocurrencia de un acontecimiento capaz de hacer daño a partir de misma vulnerabilidad. La fragilidad puede ser medida, puede ser gestionada; el riesgo de ocurrencia, no (a excepción de los casinos o en la mente de las personas que se llaman a sí mismos “expertos en riesgo”). Esto proporciona una solución a lo que se llama el problema del Cisne Negro – la imposibilidad de calcular los riesgos de eventos importantes y raros y predecir su ocurrencia- (tomado del autor Nassin Nicholas Taleb).

La sensibilidad a los daños causados por la volatilidad es remediable, incluso más que la predicción del evento que pueda causar daño. Por lo tanto, proponemos que nuestros enfoques actuales predicciones, previsiones y la gestión del riesgo se mantengan en la mente, no fuera de allí. La prospectiva es un ejercicio de anticipación creativa de posibles cursos de acción, no de formulaciones de predicciones o profecías.

El socialismo tiene sus fundamentos en la colonización de los poderes públicos y en la asfixia regulatoria. Hasta ahora el resultado del socialismo ha sido la apropiación de rentas por unos pocos en el gobierno y entre sus amigos, y por otra parte,  la socialización de todos los males públicos, distribuyendolos entre los demás venezolanos, con una enorme ruina del país. El dilema del socialismo es que, la apropiación de rentas con un precio del petróleo de 101 $ por barril promedio del año 2012, no es la misma a 31 $ por barril en lo que va de este año 2016, esta reducción representa una caída es de 69%. Bajo el supuesto de unas 10.000 personas en la nomenklatura gubernamental, con una hipotética apropiación de 10% de la renta petrolera, por año, el monto en dólares representa una reducción por miembro  desde 1.069.085 $ a 328.135,00 $. Esta pobre gente también las pasa mal y tendrá que reducir su número de 10.000, para no soportar una pérdida tan grande.


Nota. El principio de la anti fragilidad  procede de los escritos de Nassin Nicholas Taleb y los de la complejidad de la teoría del caos, aplicados en el campo de la economía.