¿Qué hacer en un escenario hiperinflacionario? Primera Parte (Francisco J Contreras M)

Extracto.

¿Qué hacer en situaciones de hiperinflación? En una pregunta de difícil respuesta, pocos pueden sostener su posición de renta ante un contexto de alta inflación, ninguna remuneración puede ser indexada por definición, en un 100% de la pérdida de poder adquisitivo. Solo queda para minimizar la pérdida de bienestar, reestructurar el presupuesto para reducir gastos y jerarquizar en orden de importancia lo que resta de poder adquisitivo. Lo que si es importante es asegurar un buen portafolio de activos inmunes a la erosión monetaria por inflación, para sobrevivir a la hiperinflación, es la mejor decisión.

La hiperinflación.

Los signos de un proceso hiperinflacionario son claros.

No existe teorización firme sobre la hiperinflación, pues ella se manifiesta con signos y causas variadas. Este evento económico concurre en momentos y circunstancias determinadas, que poseen significado y que por sus características tiene cierta identidad. La trama hiperinflacionaria tiene un origen en la concurrencia de variadas causas, es la manifestación terminal, de un quiebre institucional en las sociedades donde se presenta.

Bajo la influencia de la teoría cuantitativa del dinero, y en general de la misma teoría monetaria, los episodios hiperinflacionarios se los asocia con la emisión de dinero inorgánico, lo cual es un verdad en si misma, pues no puede haber cambio en los precios sin cambios en la cantidad de monedas y billetes y sin una expansión secundaria del dinero, sin embargo, la esencia está en otro lugar: por qué ocurre esa emisión inorgánica, o mejor por qué el dinero deja de ser orgánico. No solo se comete el error por sofisma, sino porque también es cierto, que un dinero orgánico puede devenir inorgánico, bajo una caída de la producción y no por una simple emisión de dinero. Ante variadas causas que concurren de manera no determinística y funcional, la trama de la hiperinflación no es el problema en si, es la manifestación de un mal mayor.

Ahora bien cuáles son los signos marcadores de un proceso hiperinflacionario, esos signos tienen lugar cuando el dinero pierde sus cualidades:

  • De unidad de cuenta: no permite conocer el valor de mercado de los bienes y servicios para efectos de optimizar las compras. El precio de los bienes cambia en lapsos inferiores a un mes y no existe un precio único para cualquier bien o servicio. De allí que todo comience a ser expresado en una unidad de cuenta extranjera, por ejemplo, el dólar.
  • De medio de pago: en cualquier transacción quien recibe dinero lleva dentro de si el estrés y desasosiego de poseer algo que de manera dudosa representa el valor del bien que cede al comprador. Es una razón mas para que el dinero de curso legal sea sustituido por otros signos monetarios extranjeros (dólares) o por bienes duraderos y con baja sensibilidad de daño por manipulación (latas de sardinas).
  • De reserva temporal de valor: se prefiere la posesión de moneda extranjera o bienes duraderos con baja sensibilidad a la manipulación y de presentación homogénea y no la moneda de curso legal.

También cuando se presentan otros eventos:

  • Cuando los organismos oficiales de manera voluntaria o por incapacidad para hacer tomas de datos no ofrecen información o la misma información pierde su cualidad para reflejar la cualidad que mide como indicador. Es posible que la velocidad con que cambian los precios sea superior al ciclo de toma de datos para estimar los índices de inflación.
  • Los bienes y servicios en un mismo momento pero en diferentes lugares, contablemente tienen diferentes estructuras de costos, lo que da lugar a desorden en el mercado de bienes y servicios donde la información difusa da lugar a ineficiencias por compras anticipadas, mercados negros, en fin por desconocimiento del precio único de equilibrio de un bien.
  • Bajo hiperinflación los gobiernos pierden el recurso de la inflación como tributo, cuando el ciclo de recaudación del impuesto se hace menor que el ciclo de cambio de los precios, lo cual hace mas difícil alcanzar el equilibrio fiscal.

El cuadro de evaluación hiperinflacionaria

Para Phillip Cagan la hiperinflación se hace presente, cuando durante tres años consecutivos el nivel de inflación supera 100% o una marca de mas de 50% mensual[1]. El tema de la hiperinflación se lo relaciona con las expectativas que se forman los agentes económicos. Los estudios realizados utilizan modelos econométricos y análisis de series de tiempo como soporte para la validación pruebas estadísticas.

En Venezuela, resulta difícil efectuar estudios equivalentes, sobre la existencia de un estado de hiperinflación, pues los organismos oficiales no hacen pública la información necesaria para realizar pruebas de refutación.

En este trabajo vamos a utilizar como alternativa para identificar un estado hiperinflacionario, el uso de una tabla en la cual el analista responde sobre aspectos característicos, presentes en situaciones de crecimiento permanente del nivel de precios. De esta manera puede contextualizarse el estado de expectativas inflacionarias que anteceden un estado explosivo de alza de precios.

Herramienta de evaluación de expectativa personal sobre la estabilidad del poder adquisitivo.

Enlace para accesar a la Tabla de evaluación de expectativa hiperinflacionaria

A continuación mostramos la tabla de análisis:

Hiper 1

La tabla debe ser llenada seleccionando la respuesta entre las siguientes opciones:

Hiper 2

Al final le dará un resultado al lector del nivel de percepción personal sobre la estabilidad del poder adquisitivo interno.

Una aproximación para el manejo de las remuneraciones y del presupuesto familiar

Vamos a formular una sencilla herramienta sobre el cómo gestionar el presupuesto familiar a partir de unas premisas de escasez, inflación y aumentos en los ingresos familiares. En ella luego de cargar la información, le dará al usuario una aproximación de cuánto puede excederse en el presupuesto o cuánto debe disminuir en las cantidades de bienes y servicios programados para la compra. Para ello vamos a crear un marco lógico de análisis.

Si temor a exagerar con los datos suministrados al mes de diciembre sobre el índice nacional de precios y utilizando el protocolo de análisis de series temporales y de la econometría, con datos mensuales, una serie larga que comprende 65 años y otra corta que comprende 20 años, la inflación esperada para el 2015 era de 84%, con una escasez (la última información oficial al mes de marzo del 2014), del 29%, estamos en un nivel de homologación del 113%. Esta expectativa no se ha podido corregir estadísticamente, ya que el Banco Central de Venezuela no ha publicado información posterior a diciembre de 2014.

Lo acontecido en estos últimos meses nos hace pensar según el deterioro a nivel de canasta básica del CENDA, que entre diciembre del 2014 y mayo del 2015, el impacto implícito es de 42% de pérdida del poder adquisitivo. Si se mantiene el ritmo actual, la inflación anticipada se ajusta a un nivel de 138% y con un 48% de escasez, el impacto total sería de 186%.

Herramienta de ajuste anticipado del presupuesto familiar por impacto inflacionario, escasez y ajuste salarial

Enlace para accesar la la Tabla de ajuste del presupuesto familiar según expectativas hiperinflacionarias.

Hiper 3

Impacto total: efecto total de la inflación mas la escasez.

Impacto neto: efecto neto después aumentos del ingreso familiar.

Ingreso familiar: monto del ingreso familiar mensual al mes de enero 2015.

De manera conservadora, para un grupo familiar con un presupuesto de Bs. 33.000 al mes de Enero de 2015, un 40% de aumento en los ingresos familiares, se requerirá una reducción de gastos equivalente al 11% de las cantidades de bienes y servicios que compraba el año 2014, para no entrar en un déficit presupuestario.

Hiper 4

Aumento de ingresos: llenar esta columna con los aumentos esperados del ingreso familiar.

Inflación: insertar los valores esperados para la inflación durante cada mes.

Escasez: por defecto hemos colocado 48% (48/ 12 meses = 4% de impacto mensual), también puede modificar estos valores.

En una próxima entrega adelantaremos un conjunto de orientaciones para la economía familiar, analizaremos del caso de empresas ante una corrida hiperinflacionaria, y también posibles cursos de acción estratégica de supervivencia.

[1] https://www.academia.edu/4690826/Cagan_-_The_monetary_dynamics_of_hyperinflation

http://sws.bu.edu/rking/SZGcourse/Cagan.pdf



Categorías:Análisis de Entorno, Economía

Etiquetas:, , , , ,

2 respuestas

Trackbacks

  1. Bitácora con artículos, entrevistas y presentaciones sobre el dilema entre hiperinflación o hiperestanflación | Prospectiva y Previsión
  2. Supervivencia frente al caos | Prospectiva y Previsión

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: